Información

Importancia de los lácteos en la pirámide alimenticia

Los mamíferos son una clase de animales que alimentan a sus crías con leche producida por las madres.

De esta manera, podemos ver como en la naturaleza, la leche es un alimento muy importante en el desarrollo de la vida. Nosotros, los seres humanos como parte de la clase de los mamíferos, consumimos leche y es parte importante de nuestra dieta.

Siguiendo este orden de ideas, en la pirámide alimenticia, los alimentos se organizan por grupos y esto a su vez, por orden de importancia.

Importancia de los lácteos en la pirámide alimenticia

A continuación, estudiaremos la importancia de los lácteos en la pirámide alimenticia.

Un alimento esencial para el desarrollo

Todos los mamíferos, en las etapas más tempranas de su desarrollo, dependen de la lactancia materna para poder ganar peso, así como los nutrientes necesarios para poder crecer de forma saludable. En el caso de los seres humanos, nuestro consumo de lácteos perdura a lo largo de nuestra vida, ya que consumimos leche de otras especies.

El aporte de los lácteos

La leche es una fuente importante de agua. Igualmente, la leche y todos sus derivados tienen un gran contenido de proteínas y grasas, así como de minerales y vitaminas importantes.  Entre estas, podemos destacar la vitamina D, que ayuda en la absorción del calcio, el cual es un mineral abundante en los productos lácteos.

Por su parte, el calcio es el mineral que constituye los huesos, por lo tanto es importante para el fortalecimiento de los huesos.

Los lácteos en la pirámide alimenticia

Los grupos de alimentos en la pirámide alimenticia están organizados por orden de importancia. En este sentido, teniendo en cuenta los aportes mencionados anteriormente, los lácteos se ubican en el tercer escalón de la pirámide, al mismo nivel que las carnes y el pescado.

La importancia de los lácteos en la pirámide alimenticia, no es tanta como la de los carbohidratos o las verduras, pero no por esto su consumo deja de ser esencial para nuestro organismo.

¡Bebe leche!

Para finalizar, recuerda que el consumo de lácteos recomendado, es de 3 a 4 raciones diarias, así que no olvides tomarte un rico vaso de leche en el día.

COMPARTE ESTE ARTÍCULO EN

No hay comentarios todavía