Información

Pirámide alimenticia para niños de 1 a 3 años

Los niños y su organismo están en constante desarrollo y crecimiento, por lo cual es indispensable una alimentación saludable junto con actividades físicas que estimulen los distintos sistemas del cuerpo.

Por ende, se aconseja consultar a su pediatra que recomiende una alimentación acorde a su edad y peso.

Pirámide alimenticia para niños de 1 a 3 años

¿Qué propone esta pirámide?

Dado que a tan corta edad los niños necesitan renovar constantemente su energía, se recomienda el consumo diario de hidratos de carbono que están presentes en el pan, galletas y cereales que pueden incorporarse en cualquier comida del día. Sin embargo, el consumo de la pasta o el arroz debe moderarse entre dos o tres veces por semana.

Las frutas y verduras deben estar presentes en sus alimentos dos veces al día, sin embargo, frutas acidas como la fresa se recomiendan empiecen a consumir después de los dos años de edad. Se pueden incorporar en jugos o acompañando los platos.

El consumo de carnes no debe ser antes de los dos años de edad pues su organismo debe estar totalmente desarrollado para procesarlo, estos alimentos deben ser cocinados sin piel, grasa visible y preferiblemente debe ser magra. Los embutidos al ser ricos en conservantes son recomendables que se consuman de 1 a 2 veces por semana.

Los lácteos se pueden incorporar de cualquier forma a lo largo de sus comidas siempre y cuando pueda tolerarlo. El azúcar es opcional, pues el mismo consumo de sacarosa natural sumado al azúcar refinado puede traer como consecuencias enfermedades referentes a la insulina.

El agua potable como siempre es indispensable para su alimentación, además la variación de alimentos y papillas con frutas y verduras ayudará a abrir el apetito del niño conforme vaya creciendo.

Los expertos y los lácteos

Numerosas fuentes nos dicen que el consumo moderado o en exceso de lácteos es nocivo para la salud, y pesar de que la pirámide alimenticia para niños no propone esta idea de forma extensa, es bueno saber la cantidad de calcio que puede ingerir un infante a lo largo del día.

Al consumir leche de otra especie es preciso decir que ésta contiene los nutrientes y el calcio para la especie de la que proviene, por ende, es necesario estar al tanto de las porciones de lácteos que puede llegar a consumir un infante al día. Los expertos dicen que un vaso de leche de vaca provee al cuerpo humano tres veces más de calcio de lo que necesita.

¿Cómo abrir el apetito de un niño?

Es bien sabido que los niños en su mayoría no consumen verduras y hortalizas por su apariencia o sabor.

Sin embargo, esto puede arreglarse con un poco de creatividad en la mesa como por ejemplo en lugar de ensalada regular puedes hacer un pez de lechuga con ojos de jitomate y aletas de cebolla.

Pequeños detalles que harán de su alimentación una operación más nutritiva y además con un toque más original.

En conclusión, los niños deben consumir todos los grupos alimenticios. Sin embargo, de la mano de un especialista es más fácil saber la demanda de nutrientes que el niño requiere según su organismo. Asimismo, te podrían indicar los suplementos alimenticios que además de abrirles el apetito también ayudarán en su crecimiento y desarrollo.

COMPARTE ESTE ARTÍCULO EN

No hay comentarios todavía